Nota de la autora: por respeto a ustedes, contados pero queridos lectores, me vi en la imperiosa necesidad de editar esta crónica (el final prácticamente lo reescribí, ya verán porqué). Como podrán imaginarse por el título, se trata de una historia real y reciente, y como podrán imaginar a medida que vayan leyendo, caí por una espiral etílica a una velocidad impresionante. Mis letras dejaron de tener sentido y las palabras estaban cada vez más impregnadas de signos que no correspondían o ausentes de los que sí… en menos de una hora me volví ilegible. Tuve que editar para que, los que aún siguen leyendo, al menos perciban un español limpio, comprensible, claro y no las barbaridades que alcancé a garabatear después de… bueno, de no sé cuántos tequilas.

Domingo 28 de septiembre, a la tarde / noche:

tequila

8:01 El primero de lo que espero sean muchos caballitos de tequila. Así fue a voz en cuello y se me calienta la garganta. Me lo eché derechito, sin pensarlo, como se debe hacer con el tequila y con los hombres.

8:03 Ya me serví el segundo, me tiemblan las manos mientras lo hago porque hoy no me tomé las pastillas, ni pedo, se me acabaron, ya mañana iré al doctor, cruda, dolida y deprimida… que a tu cariño llegué demasiado tarde… puta madre porque se tenía que morir hoy y porque mis amigos están tan lejos, estoy tomando sola, ¿hace cuanto que no tomaba sola? No sé si alguna vez había tomado  sola… Salud. Para cuando baje mi novio llevaré varias de ventaja, asi mejor… consciente estoy mi amor que no eres para mí… él termina la canción y yo el segundo caballito, voy a tomar hasta empedarme,  hoy me vale madres la vida.

8:06 Fue un placer conocerte, tercera canción, tercer caballito, mañana trabajo, me dice una vocecita en mi cabeza, cállate y toma pendeja, se murió Juan Gabriel, me dice la otra. Me sirvo la tercera. ¿Cuántas canciones elegí? De haber sabido que intentaría bebérmelas todas… A pesar de que nunca me dijiste te quiero, hoy que tengo que irme me demuestras tu amor, ay cabrón, como me dueles…

8:09 Amor eterno, sigo en el tercero porque bajó mi novio y nos dimos el pésame, me voy a apurar para no desfasarme.

8:12 Me sirvo el cuarto porque ya va la cuarta canción y ya estoy sufriendo ese fenómeno llamado “se me calentó el hocico”… se me nota, estuve a punto de servirme la quinta pero mi vaso sigue lleno y debo arreglar eso… Salud abuela, como quisieras que él viviera…

8:18 Costumbres, ay canijo, esta me duele, porque te fuiste Juan Gabriel,  eras de los grandes, de los ídolos del pueblo, ¿a la altura de mi adorado José Alfredo? “algún día me tengo que ir” dice el video… y yo me tomo el restecito del quinto y sigue el sexto…  sé que tu no puedes ni aunque intentes olvidarme, siempre volverás, una y otra vez… hijo de puta, volverás, siempre, siempre, siempre… Yo tampoco tengo nada que sentir y eso es peor y pienso sólo en ti, te extraño y qué le voy a hacer… no cabe duda que es verdad que la costumbre es más fuerte que el amor… ya empiezo a checar la bebida de mi acompañante, para que vaya a mi paso, pero no puede, mi paso es veloz y no voy a parar hasta acabar este playlist…  Me empieza a valer madres la vida, que mañana trabaje, que hace mucho que no me emborrache, que tome pastillas…

8:25 Hasta que te conocí: sí, a ti, que sabes quien eres y que me hiciste llorar después de que puras caricias y ternura me enseño mi mamá.. pero contigo vi la vida con dolor… Me sirvo el siguiente, porque quiero, porque puedo, porque se me da la gana y porque Juanga se nos fue… yo vivía muy bien.. hasta que te conocí… me desabrocho un botón porque ya me empezó a apretar el dolor, porque muy tarde comprendí que no te debí amar jamás… escenas pasan en mi cabeza, y empiezo a cantar desafinada o como sea, qué importa, si se nos murió Juanga… bailo un poco y me contoneo, qué importa, solo me acompaña a quien he elegido como compañero de vida con su propio dolor y sus lágrimas y su cerveza, los dos llorando por dentro aunque todavía no por fuera, por un grande que se fue… Con más razón me acompañarás ahora con todas tus letras y canciones y sonsonetes, con tus frases y tus pesares y tus amores imposibles, como los míos.

No cabe duda que cuando me propongo algo lo logro, y hoy me voy a empedar y en tiempo récord, como cuando te fuiste cabrón, que le dediqué mi vida entera a olvidarte y no lo logré… Empiezo a calcular mi pulso y el contoneo de la botella, porque temo derramar una sola gota de alcohol que servirá para embriagarme con tus canciones y su recuerdo… Puta madre, ¿porque hoy? ¿Porque tu? Llevate al Komander diosito, y regrésanos a Juanga, a Juárez, al Noa Noa, regrésanos a los buenos.

8:40 Te lo pido por favor, no me dejes nunca, nunca nunca, otro tequila y otra canción a tu salud Juanga, que te nos vas pero nos dejas lo más grande, que es la música y el sentimiento, la canción.

8:44  Ya estoy chillando, cantamos te lo pido por favor a voz en cuello y las lágrimas empezaron a derramarse por nuestras mejillas, “ya lo sé que tú te vas” es la que sigue y me sigue partiendo el corazón, más sal a la herida y más limón al tequila, qué importa, si ya estoy mas peda que sobria… que tal vez no volverás… mejor hubiera sido que no volvieras, cabrón, te deseo buena suerte, no es cierto, que te pudras, cabrón, otra vez y miles más ¿los limones pueden saber a dos cosas diferentes? Ya se me durmió el hocico.

8:49 No vale la pena. Por fin una movidita, y otro tequilita, casi no te veía, y se me empieza a derramar el alcohol, son muy pocos besos para un enamorado.

8:51 Pero qué necesidad, y empiezo a filosofar, nunca había sentido esto por un desconocido, por alguien que no formara parte de mi vida, pero parece que sí, que formaba parte de mi vida, sus letras, sus temas, no hay como la libertad… no se si voy un tequila atrás o uno adelante, pero voy pa´largo, eso es claro. Mañana trabajas a las 7 am, me vale madres, fin. Voy a cantar y me voy a empedar y si es necesario dar clase en vivo la doy y punto. Soy un adulto capaz de llegar en vivo a su trabajo, aunque no creo que me la amanezca, en una hora ya estoy mas pa´lla que pa´ca y eso me garantiza un sueño profundo y pensar que todo está bien, no que tengo depresión y que estoy tomando sola porque Juanga se nos fue…ya me quité los lentes, ya valió madres… lo que escriba de ahora en adelante, ignórenlo, lectores, que ya no soy dueña de mí misma.

8:57 “En vivo desde Bellas Artes” alcanzo a vislumbrar media peda y medio ciega… el vaso está lleno, y yo lo sigo vaciando y llenando al ritmo y tono de Juanga, quien hoy es mi amigo y sufro porque se fue y ya no se contoneará jamás… Me estoy muriendo por volverte a ver mi vida, con todo y mi tristeza…  tu vas a ser el culpable de que yo muera de amor, cabrón. Me enseñé a vivir sin verte pero sin acostumbrarme, que pasión, mañana serás mi muerte.

9:00 No me vuelvo a enamorar, sí cómo no, pendeja, ni tu abuela te la cree, todas las veces te has equivocado y todas las decepciones te dejan mal sabor y te quitan el valor, ya se me durmió la boca, las manos, los pies, la conciencia, todo, soy una autómata borracha y dolida, cantando a Juanga porque se murió, con no sé cuántos tequilas encima, aunque la botella parezca impávida, una más, cantinero, que igual y me sigo con las de José Alfredo, la sal, el limón y el tequila, mis nuevos mejores amigos.

9:04 El tiempo está pasando lento porque se me olvidó otra vez que solo yo te quise, que probablemente ya de mí te has olvidado, por eso aún estoy en el lugar de siempre, con un nuevo tequila, y nunca más dejarnos.. siento mi sangre correr caliente y mi corazón partido en mil partes, todas perteneciéndote.

9:09 Inocente pobre amigo, llegó la cena y mi marido -que es un santo y me está cuidando en mi borrachera- y el llanto sigue fluyendo y tú no puedes engañarme , pendejo, nada ganas con mentir, Y SI VUELVES OTRA VEZ NO RESPONDO. Hace tiempo que lo sé… te pareces tanto a mí, te di la oportunidad de que recapacitaras, yo ya no quise más problemas con tu amor, no sabe el alacrán que se echó a la espalda, escribo más lento y peor, aunque aún no digo “más mal”.

9:15 No sé si la escogí bien o mal, ya estoy borracha y totalmente peda y salió me nace del corazón cuando busqué “me cueste la vida” y dije que qué bueno que se fue rápido y llevo no sé cuántos tequilas, me arde la garganta y me la voy a seguir, me vale madres.

9:18 La cagué en mi investigación. No me sorprende, es la última de mi playlist, y ya no sé cuantos caballitos llevo, tequila llevo, no me sorprende, ya cambié la letra y me vale madres, te aseguro que te tengo que olvidar. No me caí por la escalera, ya chingué, fui al baño victoriosa y la voy a seguir hasta la inconsciencia o hasta el fin de la botella, o lo que llegue primero, la botella va a medias, yo ya mas pa´lla que pa´ca, lo que digas me lo sé de memoria ¿cómo me puse tan peda en una hora? Así, a tequila derecho, con Juanga y como los hombres, sin rajarme.


Sigue el CD de duetos, ya que va pa´largo y queda media botella y son las nueve y media y me vale madres la vida y es la primera querida no me ha sanado bien la herida, yo quiero ver de nuevo luz en toda mi casa,,, otra canción, otro tequila, otros recuerdos, mi mejor amigo que desapareció y me duele en lo más profundo del alma, mi hermano, probablemente estoy pidiendo demasiado… como lloro y río al mismo tiempo y me disculpo son las 9:34 y llevo una hora y media tomando y estoy casi hasta el huevo y se empiezan a repetir las canciones y sigo chillando como la niña muy bien que yo era antes de ti… nunca pensé ponerme así por Juan Gabriel, pero así estoy, con Ximena Sariñana, a quien odio no sé porqué y con él, porque se fue, le empiezo a cantar a las papas fritas, estoy mal, muy mal.

Nos acompaña la banda “El Recodo” en tributo a Juanga y seguimos tomando, o al menos yo, que soy la que importa y ya no veo, ya no oigo y por lo tanto escribo y canto como si nada.

10:44 Tú ponte en mi lugar, son las once y cuarenta y cuatro y yo si te amaría y ya me voy a dormir porque ya me emborraché lo más que se puede y ya lloré y canté y me enamoré y  me decepcioné con Juanga y contigo, y bye.

 

 

 

 

 

Advertisements