Recién desperté y durante toda la noche estuve angustiado, soñé que iba a morir. No pasaba mucho por mi cabeza y las circunstancias no son relevantes. Basta decir que alguien más intentó quitarme la vida y yo no pude deterlo. Miestras sucedía y esperaba que lo inevitable tomara su curso aparecían las personas más importantes de mi vida, o eso quiero creer: mi madre, mi padre, mis dos hermanos y dos de mis sobrinas. Nadie más. La familia es la única que me acompañaba porque nos guste o no, es la únicca que es incondicional, está ahí porque es parte tuyo, como tus pies y brazos. Seguiré desentrañando este sueño.

Advertisements